Didier Deschamps ya es el tercero de la historia en ganar el Mundial como jugador y entrenador. Con el triunfo francés en la final ante Croacia, el seleccionador galo igualó albrasileño Mário Zagallo y al alemán Franz Beckenbauer, los únicos que lo habían conseguido hasta la fecha. Los galos, liderados por Griezmann y Mbappé, ganan su segundo Mundial y ya tienen dos estrellas.

Deschamps fue el capitán que levantó al cielo de París el título que Francia logró en 1998 al vencer en la final (3-0) a Brasil en el Stade de France. Y 20 años después, en 2018, dirigió a ‘Les Bleus’ en Rusia llevándoles hasta el título. Recordemos que Francia venía de perder (0-1) la final de la pasada Eurocopa en casa ante Portugal. Dos finales consecutivas para Deschamps y sus pupilos.

Un éxito con el que igualó a Zagallo, que ganó con Brasil las Copas del Mundo 1958 y 1962 como jugador y la de 1970 como entrenador, y a Beckenbauer, que lideró en el césped a Alemania en el triunfo en casa ante Holanda en 1974… y fue el seleccionador teutón en Italia 1990 llevándose la final ante Argentina. Deschamps ya tiene un hueco en el Olimpo del fútbol junto a ellos.

Fuente: Marca.com