Ya es oficial, el estadio Vicente Calderón será el escenario en el que se dispute la final de Copa entre el Barcelona y el Sevilla el próximo 22 de mayo. Así lo confirmó el propio conjunto andaluz a través de Twitter.