Publicidad

Quique Setién llegó hace unas semanas al Barcelona y su sistema parece querer convertir a Ter Stegen en portero-jugador más que nunca. El alemán fichó por el Barça por su habilidad para dar salida al juego con los pies, pero con el técnico cántabro está alcanzando una dimensión todavía superior. Prueba de ello, el partido ante el Getafe, cuando superó su propio récord de asistencias.

La marca anterior databa de la temporada 16/17, cuando dio 62 pases, 51 de ellos buenos, ante el Athletic Club. Una cifra superada este sábado ante el Getafe, cuando logró 69 pases, 55 de ellos buenos. El que más se acerca a esos registros era, precisamente, el guardameta que le precedió en la portería azulgrana, Claudio Bravo. El chileno logró con 61 pases, 44 de ellos buenos, también ante el Athletic Club su mejor registro.

Ter Stegen se convirtió, además, el cuarto mayor asistente del Barcelona ante el equipo de Bordalás, sólo superado por las 122 de Busquets, las 88 de Piqué y las 81 de Umtiti. Con 69 asistencias el alemán superó en este registro a centrocampistas como Arthur (66) o De Jong (52), además de Messi (48), los laterales Sergi Roberto (47) y Júnior (40), o los atacantes Ansu Fati (31) y Griezmann (28).

Una cifra histórica para el portero del Barça, aunque algo alejada del récord total si contamos las cinco grandes ligas europeas. Ahí el primero en la lista es el suizo Yann Sommer, portero del Borussia Mönchengladbach, que en la temporada pasada logró 82 pases, 65 de ellos buenos, ante el Augsburg de la Bundesliga.

AD