El Barça quiere cerrar cuanto antes la contratación del delantero centro de tal manera que pueda estar disponible para Setién para el partido del siguiente fin de semana que enfrenta a los azulgranas contra el Eibar. La premisa número uno para activar de manera definitiva el fichaje es que LaLiga dé el visto bueno al informe médico por el cual Dembélé estará seis meses de baja.

La cúpula deportiva azulgrana confía en que la aceptación de manera oficial se produzca este mismo viernes. Si es así, el día D para el fichaje de Ángel tendría lugar este sábado, aprovechando la visita del Getafe al Camp Nou. Si el Barcelona decide activar este fichaje, no debe existir ningún problema para que recale en el Camp Nou.

Ángel Torres, presidente del club madrileño, ya dijo a lo largo de la semana que si el Barcelona tenía intención de fichar a Ángel no pondrían mayores problemas teniendo en cuenta que es un futbolista veterano al que se le presenta una oportunidad única. El precio también está claro y es de 10 millones, lo que vale su cláusula de rescisión.

De todas formas, no se puede descartar que se negocie esa cláusula porque el Getafe podría adquirir alguna opción sobre jugadores de la cantera azulgrana. Eso se debatirá una vez que LaLiga permita fichar al Barcelona.

Aunque Ángel sigue siendo la primera opción en este momento, no se pueden descartar otros jugadores. Quique Setién apuesta fuerte por Loren, el delantero que tuvo a sus órdenes en el Betis. Habrá un nuevo intento con el club sevillano, aunque las posturas a nivel económico están muy distantes. Además, Rubi no quiere dejar salir al futbolista al ser el recambio natural de Borja Iglesias.

Hay otros nombres en la recámara como son Budimir y Unal a los que el Barcelona también ha tanteado. Solamente se activaría una de estas opciones si fallaran Ángel y Loren, este último no tiene el consenso de todo el club, pero en este momento están en segundo plano.

Fuente Marca.com