Fuente: Marca

Las principales competiciones futbolísticas de Europa vuelven a estar en marcha, demostrando así que la intención de finalizar las ligas domésticas a finales del mes de julio es una realidad, al igual que la Champions League a disputar en Agosto en Portugal. Así pues, todo lo que rodea el mundo del fútbol se ha vuelto a poner en marcha; mientras los aficionados esperan a poder ocupar los asientos de los estadios, los medios de comunicación vuelven a sus posiciones para hacer llegar la última información a los seguidores y los trabajadores lo ponen todo a punto con las medidas de seguridad oportunas. Otro de los mercados que se ha vuelto a poner en marcha es el de las apuestas, con los bonos sin deposito en las apuestas online disponibles en páginas como Marca Apuestas y que añaden aún más emoción a la competición, especialmente en un verano que se presenta repleto de partidos.

Eso sí, una vez acabe esta temporada no habrá mucho tiempo para empezar a preparar la próxima, que está previsto que dé comienzo el 12 de septiembre tal como ha anunciado Javier Tebas presidente de la LFP Así pues, otro de los grandes reclamos del verano, el mercado de fichajes, vuelve con los clásicos rumores y con los diferentes movimientos de los equipos sucediéndose a lo largo de los días. Como cada temporada, siempre hay algunos jugadores posicionados en el mercado que podrían cambiar de colores a lo largo de los próximos meses. ¿Cuál es su posición en estos momentos?

Muy probablemente, el caso de Lautaro Martínez será uno de los más largos del presente mercado de fichajes. El delantero del Inter de Milán parece dispuesto a jugar en el FC Barcelona, pero el acuerdo entre el club azulgrana y los italianos parece aún lejos de cerrarse. El lateral Junior Firpo podría ser la carta adecuada para rebajar los 111 millones que pide el Inter, pero el Barça tasa al jugador alrededor de los 35 millones, una cantidad que los italianos no consideran adecuada.

Ese mismo caso hace que el de Neymar se convierte en prácticamente una quimera para el club azulgrana, que no podría afrontar ni su fichaje ni su ficha. Eso sí, el jugador brasileño podría salir de las filas del Paris Saint-Germain al final de la temporada que viene, puesto que su contrato termina en verano de 2022 y esa sería la última oportunidad para el club parisino para hacer caja con el jugador.

Por lo que respecta al Real Madrid, parece cada vez más encarrilado el fichaje de Havertz, que ya ha elegido al club blanco como su futuro destino y su futuro está cada vez más cerca de cerrarse. Las pretensiones del equipo de la capital española de fichar a Mbappé, por ahora, parecen improbables, y la carta de Haaland sigue en la mano de Florentino Pérez, que podría intentar su fichaje este próximo verano.

Por su parte, el culebrón del verano podría ser el de Gareth Bale, que pese a no querer salir del club blanco parece cada vez más alejado de los planes de Zinedine Zidane, que vería con buenos ojos una salida del jugador de Gales.